Placas identificativas y ornamentales. Celler Suites.

Arropado por viñedos entre las regiones de Mataró, Sabadell y Badalona se encuentra un maravilloso complejo en el que se combinan la elegancia, la distinción y el disfrute del buen vino.

Concebido como complejo para celebraciones, Celler Suites evolucionó añadiendo un espacio inconfundible en forma de hotel con encanto. Desde ese momento se creó la necesidad de dos placas identificativas y ornamentales.

Artalia Crea diseñó dos murales de aluminio que se encuentra situados en las dos entradas del complejo. El logotipo fue inspirado por el disfrute procedente de los eventos que allí se celebrarían. Querían representar el calor y la magia de un brindis, que evoca esos momentos tan únicos e irrepetibles en toda celebración.

Es por ello que se dibujó lo que representa la huella de una copa de vino sobre un mantel. Finalmente se plasmó en un mural de aluminio con la huella de la copa en relieve en latón para darle un toque único distinguido y elegante.

 

Variedades de uva de la zona

 

Cada una de las suites está identificada con una variedad de uva: Sumoll, Sansón, Picapoll, Pansa Blanca, Monastrell y Malvasía. Para ello Artalia Crea recibió el encargo de rendir homenaje a las distintas variedades de uvas propias de la región.

 

Monastrell es la variedad de uva más significativa, se estima que la variedad fue introducida en Cataluña por los fenicios en torno al 500 a.C. Es conocida por varios nombres a lo largo de la historia, pero nos llama la atención el nombre uva mataró, probablemente adquirido por la zona en la que se cultiva.

 

Sumoll es un tipo de uva autóctona española. Tiene dos variedades, blanca (sumoll blanco) y tinta (sumoll tinto). Ambas están autorizadas como variedades de vinificación en la comunidad autónoma de Cataluña, La extensión mayor la tiene en la región del penedès. Produce vinos de color intenso y graduación alcohólica alta.

 

Picapoll, es una variedad de vid que crece sobre todo en las regiones francesas del valle del Ródano y en Languedoc, así como en Cataluña.​ Existe una subvariedad tinta (picapoll negro), una con poco color (piquepoul gris) y otra blanca (piquepoul blanc). La más común es la piquepoul blanc.

 

Se diseñaron placas de latón con el nombre distintivo en negro sobre dorado y el diseño de un racimo.

Estos distintivos se situaron en el suelo de la entrada a cada una de las habitaciones, acercando al huésped a la tradición vinícola autóctona de la zona. La señalética artesanal aporta un carácter exclusivo y distinguido en espacios dedicados a la hospedería y la restauración.

Desde Artalia queremos agradecer a Celler Suites, por permitirnos aportar nuestro grano de arena, en la creación de este mágico entorno que manifiesta que el cuidado de los pequeños detalles marcan la diferencia y son apreciados por los mejores clientes.

 

Posted in Sin categoría.